Elsa, mama de Lena
4 septiembre, 2016

Mi nombre es Elsa, mi hija Lena entró en la guardería ABC con solo seis meses, y ha estado allí hasta los tres añitos. Describir el paso de Lena por la guardería es bastante fácil, para nosotros ABC ha sido su segunda casa. Durante todo este tiempo tanto la niña como nosotros hemos recibido solamente buenas caras, muestras de afecto y comprensión. Al ser una guardería pequeña creo que la clave de ABC está en su trato tan personalizado y tan cercano a los niños. Pero no se han quedado con eso, si no que en ABC han estado en todo momento interesadas en evolucionar, y que los niños evolucionen, y nos han hecho partícipes a los padres de todos los proyectos que se emprendían.

En ABC Lena ha aprendido a comer, a hablar, a andar, a tener amigos y responsabilidades. Si tengo que destacar algo por encima de todas las cosas, lo más importante para mí ha sido poder tener información directa sobre mi hija SIEMPRE que he querido. Cuando tienes que separarte de un hijo tan pequeño esto es fundamental.

Durante el último año en ABC descubrimos que Lena sufre de la enfermedad de Celiaquía, nuevamente, las profesoras de ABC fueron un apoyo fundamental, al adaptar la compra y la comida para mi hija con toda la flexibilidad del mundo. En definitiva no tengo más que palabras de agradecimiento para mis tres amigas de ABC, me va a resultar muy raro no volver con mi hija en Septiembre, porque ya le esperan nuevos retos. Pero todos sabemos que el niño que está en mi barriga también aprenderá a comer, hablar y andar en ABC.

Un abrazo!